Mérida, Yucatán,- Una cumbre entre líderes de gobierno y empresarios de Estados Unidos y México el jueves busca apuntalar la confianza de los inversores en México y desactivar las amenazas del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, de cerrar su frontera compartida si no se detiene la inmigración ilegal.

Las conversaciones que comienzan el jueves en la ciudad mexicana de Mérida coinciden con más tensiones sobre el comercio bilateral y la frontera tras dos años de incertidumbre causada por la exigencia de Trump de volver a negociar el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).

También le dan a México la oportunidad de abordar las inquietudes de los inversores sobre cómo el presidente Andrés Manuel López Obrador ha manejado la segunda economía más grande de América Latina desde que asumió su cargo en diciembre.

“Quisiéramos que los empresarios americanos que visitan nuestro país se regresaran con una mejor confianza de sus inversiones en nuestro país”, dijo Moisés Kalach, un ejecutivo del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), que representó al sector privado mexicano en la negociación del renovado TLCAN.

López Obrador y algunos miembros de su gabinete, entre ellos el canciller, Marcelo Ebrard y la secretaria de Energía, Rocío Nahle; además del secretario de Comercio de Estados Unidos, Wilbur Ross, y el presidente de la Cámara de Comercio estadounidense, Tom Donohue, tienen previsto asistir a la reunión de dos días.

Entre los invitados se encuentra Larry Fink, presidente ejecutivo del administrador de activos más grande del mundo, BlackRock Inc; Enrique Ostalé, vicepresidente ejecutivo y director ejecutivo regional para el Reino Unido, América Latina y África en Walmart International; Jane Fraser, CEO de Citigroup para Latinoamérica.

Entre los líderes empresariales mexicanos se destaca el nombre de Carlos Slim, de Grupo Carso; Agustín Coppel, Director General y Presidente del Consejo de Administración, Grupo Coppel; Javier González Franco, Director General de Organización Bimbo México.

Aún quedan preguntas por responder sobre el futuro del comercio en la región porque el acuerdo alcanzado para reemplazar el TLCAN, el T-MEC, aún no se ha ratificado.

Demócratas de Estados Unidos dicen que México debe aprobar una nueva ley laboral para fortalecer sus sindicatos antes de aprobar el acuerdo, y Kalach dijo que las implicaciones de esa legislación, ahora en el Congreso mexicano, serán abordadas.

Kalach dijo que eso le daría a México más tiempo para proponer una estrategia sobre cómo manejar una ola de migrantes indocumentados que han llegado a la frontera, una situación que ha llevado a Trump a amenazar con cerrar la frontera.

“Y vamos a pedir mandar señales muy claras al gobierno americano (estadounidense) de que cerrar la frontera nos daña a todos”, afirmó.

Con información de Reuters

rmlgv

https://www.eluniversal.com.mx/cartera/negocios/esperan-participacion-de-pesos-pesados-en-cumbre-empresarial-mexico-eu